viernes, 27 de octubre de 2017

Resurrección

Tampoco me importa el mío
Regreso, luego de haber transitado por unos días eclécticos, con el "titulo oficial de suegra".
Pero hoy necesito reflexionar en voz alta sobre el "título de madre de mujeres". Ese vínculo tan pasional que a veces resulta difícil controlar. 
Me parece muy oportuno entonces compartir algunos conceptos que he encontrado, google mediante. 
En principio, leí en www.clarin.com/sociedad/dificiles-relaciones-madre-hija 
"Del odio al amor en un solo paso, de la compañera confidente a la enemiga mortal, y de vuelta al reconocimiento. Los avatares de las relaciones entre madre e hija muchas veces parecen los de una montaña rusa, que en cuestión de minutos puede pasar de un día soleado a la más grande de las tormentas, para luego volver a ver el arco iris."
Para la psicoanalista Mónica Fudín, jefa de la sección Docencia e Investigación del Hospital Neuropsiquiátrico José Borda, lo que mejor define la relación entre madres e hijas es “la dualidad amor-odio que existe entre ellas, y la inmensa pasión que tienen este tipo de relaciones”
Lo cual es una definición, me parece, muy próxima a mi realidad y, por lo que llevo hablado con amigas personales, a la realidad de muchas mujeres.
Dice la psicóloga y escritora Maureen Murdock que “la relación madre-hija es tan compleja que en la mayor parte de la literatura sobre mujeres y en los cuentos de hadas, la madre está ausente o muerta, o aparece como una malvada”.
Nota completa en:http://www.eldia.com/nota/2012-10-7-el-vinculo-madre-e-hija-
Encontré también en https://www.rinconpsicologia.com/2016/05/, cinco tips para crecer como persona a partir de la herencia materna (o "a pesar de", se me ocurre a mi) Uno de ellos es, a mi modo de ver este intrincado vínculo, fundamental. Como hija asumo que lo he logrado a partir de ser una mujer adulta...como madre espero que mi hija lo logre...(Es que estos son años donde la adolescencia se prolonga...eso dicen...por eso tal vez aún mi hija no puede pasar por este proceso.) He aquí el punto en  cuestión: "Sana las heridas emocionales": "Es importante que detectes esas partes de la relación con tu madre que no aceptas y que requieren un proceso de curación. Arrastrar esos problemas, fingiendo que no existen, no te permitirá crecer. Afronta los conflictos, perdona y pasa página. En ocasiones todo lo que necesitamos es hacer las paces con las rarezas y dificultades con las que nos tocó vivir. Es probable que haya sido difícil y que aún arrastres las consecuencias, pero esos problemas también te han convertido en la persona que eres hoy, así que intenta comprender cómo te han permitido crecer."
¿Y porqué arranqué sin más hoy con este tema? Es que pasó la boda, y créase o no, mi hija tiene fotos por poco hasta con los cubiertos y platos pero...¡no hay una solo foto donde esté conmigo y el novio! No fue intencional, lo sé y no tengo dudas, pero...¡no hay foto! Y, obviamente, no faltan fotos con su padre...
Tema para agenda de próximas entradas: Vínculo padre-hija. En todos los casos la hija a su padre le perdona sin más y es incondicional...Aún a pesar de que éste haya sido como un jardinero: "puso las semillitas y desapareció"...
Hombres que pasan por este blog...ya sabrán ustedes si estoy diciendo verdades o no.
Por ahora mejor me voy a editar alguna foto de las que estoy en grupo...tal vez cortando y pegando logre una en donde se sepa quien era "la madre de la novia" 
Eso sí, al menos quedó registrado el momento de bailar el vals. Tanto con la novia, como con el novio.
"Gracias por pasar por aquí. Espero opiniones, críticas y halagos también ¿Vale? Hasta el viernes próximo. Buena vida y BUENA VIBRA
 Lu
Frases: Akio Morita
Lo importante en mi opinión no es echar la culpa de un error de alguien, sino averiguar qué causó el error.

No tema equivocarse. Pero no cometa el mismo error dos veces.

Si te pasas la vida convencido de que tu manera es siempre la mejor, todas las ideas del mundo se te escaparán.

Queremos que todos tengan las mejores instalaciones para trabajar, pero no creemos en la oficina privada elegante e impresionante.

Se puede ser totalmente racional con una máquina. Pero si usted trabaja con gente, a veces la lógica tiene que ir en el asiento trasero y dejar adelante a la comprensión.
 Acá no zafás: 
(por eso  me hice “bloggera”, para publicarme... ¡así que leé la entrega Nº 257 de la suelta de mis letritas)         
Resurrección
En los estertores de la juventud
inhóspita
desierta
recojo pedazos
de sueños perdidos
me lloro
me sangro
me busco.
Y veo una imagen
-danzando entre brumas-
de otra que fui

Se acerca..,
me atrapa
me baila
me ríe
me muestra una vida
que espera por mi

Ave Fénix
de nuevo volando
danzando
soñando…
Anudando el pasado
bebiendo el presente…
que fluye
y espera
¡Le déjà-vu  por/venir!

5 comentarios:

Lu dijo...

Hola Evy
Creo que esta página empieza a tener problemas...ufff!
no están apareciendo , al menos yo no los veo, los seguidores. Y ahora mismo llegó a mi correo tu comentario pero no aparece aquí.
El señor...¡es mi yerno!
Te mandé fotos hace por lo menos una semana a tu casilla de correo
beso

Carmen Troncoso dijo...

Hola Lu
Lo que guarda tu corazón es lo mejor y aunque las fotos son un recuerdo, los momentos pasados vibran con nosotros por siempre, un abrazo amiga!

Tesa Medina dijo...

Ay, Lu, creo que deberías haber ido tú a pedir que te hicieran una foto con tu hija, pues imagina el jaleo ese día, las emociones...Ni cayó en la cuenta.

Además, los hijos siempre esperan que las madres tomemos la iniciativa y nos ocupemos de todo, ni siquiera lo piensan es algo que llevan en el ADN, pero sí, es cierto que con las madres suelen ser más exigentes y con los padres menos...Por eso todo es más intenso, el amor y las peleas en la relación madre e hija.

Mi madre siempre estuvo ausente, hubiera sido más llevadero que hubiese estado muerta, más comprensible para una niña.

Quizá por eso yo estoy siempre ahí cuando me necesitan, soy como en el bolero "si ellos me dicen ven, lo dejo todo"

No sé si eso perjudica a mis hijos, ellos dicen que no, y tenemos una buena relación, distinta con el chico y la chica. Más sintonía intelectual con el chico, más complicidad con la chica, sobre todo desde que es madre. Y ellos siempre me contaron y me cuentan casi todo, yo les cuento sólo lo que quiero, porque como yo les digo, no soy vuestra amiga, soy vuestra madre.

Me gusta y practico la primera frase.

Oh, Lu, tu poema me llega al alma. Me busco y lo que encuentro de mí en este momento apenas da para el presente, ya ni hablemos de futuro ni de otra vida que espera.

Estáis muy guapos en las fotos.

Un abrazo,

MuCha dijo...

Una relación tremenda de estar juntas y necesitarnos a estar separadas y....
Y si bien me molestaba al principio es parte de mi vida en mi ahora..No lo analizo.E s lo que es ..Vivo mis días
tengo los de ellos.
vivamos la vida con salero.
Tengo mi tiempo
y lo disfruto
los amo a ellos
y me disfruto...
Todo es mas fácil asi
sera por eso
que
Estoy feliz....

Tus fotos hermosas.
Se te ve feliz y eso es lo importante
cuidate mucho !!!!!!!!!!
no seas monja
reite todo lo que puedas
es gratis
y viví tu vida
que solo la vas a vivir hoy
la vida no se alquila
besitos Mamacita !!!!!!!!!!!!!!

Sophie dijo...

Uff, que tema complicada relación madre-hija... en mi caso fue conflictiva igual que con mi padre, pero no sé que decirte, con el tiempo uno va sanando las heridas y dandose cuenta que hicieron lo mejor que pudieron y capaz un día cuando se es madre o padre se entiende(no lo sé) en todo caso, la foto es solo algo menor, estuviste a su lado
abrazo